Las dos principales entidades relacionadas con la industria, manejo y distribución de combustibles en el país, se pronunciaron hoy a favor de la propuesta de regular la venta de los carburantes, bajo estrictas normas que garanticen los más altos estándares de seguridad, como indicara el ministro de Industria y Comercio, Nelson Toca Simó este fin de semana.
En ese sentido, la Asociación Dominicana de Empresas de la Industria del Combustible (ADEIC) y la Asociación Nacional de Detallistas de Gasolina (Anadegas) dicen estar seguros que estas nuevas normas o regulaciones contemplarán el respeto a la libre empresa y el acceso más conveniente a todos los combustibles para todos los usuarios.
“Esto se hace evidente en nuestra propuesta de vender todos los combustibles en una estación, pero tan solo en aquellas que cumplan con las normas que dicte ese ministerio” enfatizaron ADEIC y Anadegas en un comunicado de prensa.
Industria y Comercio evalúa las propuestas de unificación de las ventas de todos tipos de combustibles en una misma estación, esto es, que las estaciones gasolineras puedan vender gas propano y que las envasadoras de GLP (gases licuados de petróleo) puedan despachar combustibles líquidos desde dispensadores conjuntos, pero tan solo en aquellas que cumplan con las normas que dicte el ministerio.
“Estamos dispuestos a colaborar con el ministerio en ese sentido -dicen ADEIC y Anadegas- aportando experiencias, conocimientos y personal técnico de otros países donde se han llevado a cabo estos cambios para beneficio de los consumidores”.
Informaron que han hecho contactos con gremios de choferes del transporte público, los que también han manifestado su interés que mejoren las normas.
“Algunos nos han externado su punto de vista en el sentido de que es paradójico que se puedan importar vehículos que funcionan con GLP, con el sistema de fábrica pero que para que puedan funcionar en el país tienen que invertir recursos económicos en desmontar los dispositivos de seguridad que traen los vehículos para operar con GLP, como funciona en muchos otros países, para adaptarlos a actuales normas imperfectas e inseguras vigentes en el país”.
Nuevas normas
La ADEIC y Anadegas aseguran que las nuevas normas contemplarán todos estos aspectos en beneficio de los ciudadanos, los consumidores, los choferes, los usuarios, el Estado y las empresas del sector.
Indican que la unificación “traerá todo esto y el país seguirá el curso del progreso y la modernidad, lo que inevitable además de desmontar onerosos privilegios existentes en favor de unas pocas empresas, además de que mejoraría el desempeño financiero de la Refineria Dominicana de Petróleo, que por ser una empresa parcialmente pública, bajo el control del Gobierno, como patrimonio de todos los dominicanos”.
Comunicado
La ADEIC y Anadegas señalan en su comunicado de prensa que “lo que queremos es llevar los mismos niveles de seguridad de nuestras estaciones a la distribución del GLP para uso vehicular, lo que se realizaría en forma gradual, sin que se perjudiquen los choferes y que ganen los usuarios, los pasajeros, la población en general” por lo que “si perseguimos lo mismo, las autoridades y las empresas distribuidoras de combustibles líquidos, no entendemos porqué algunos se resisten y pretenden boicotear una medida de beneficios colectivos y un salto importante en la modernización de esta importante empresa nacional”.
Especialista considera será un gran avance
Este lunes, el ingeniero especializado en protección contra incendios, Fernando Escalante, consideró que el expendio de gas licuado de petróleo (GLP), gasolina y gasoil en una misma estación de servicio sería un avance en materia tecnológica, educativa y de seguridad para el país.
“Esta es una excelente oportunidad para que se avance en los temas de seguridad y de protección contra incendios. También es una invitación para que el país avance no solo tecnológicamente, sino en la parte de educación de la población”, opinó Escalante.
El experto consideró que la venta mixta de combustibles es una buena alternativa para los consumidores, pero enfatizó que esto tendría que hacerse bajo las normas internacionales.
“Deben ser normas internacionales porque son las que se implementan desde hace mucho tiempo y han sido probadas y permanentemente son actualizadas”, precisó Escalante durante una entrevista con LISTÍN DIARIO.
Escalante explicó que esas normativas, como las de la Asociación Nacional de Protección contra el Fuego (NFPA), son muy precisas respecto a la instalación de los tanques de almacenamiento, de las tuberías de combustible, de las válvulas de seguridad, de las mangueras y todo lo que conlleva el expendio de GLP.
El experto indicó que esto sería un aporte para la industria del GLP del país porque tendrían la oportunidad de modernizarse y adecuarse a los estándares internacionales, ya que, según ha visto, aquí hay envasadoras de GLP que incumplen ciertas normas, sobre todo en cuanto a las conexiones.
Seguridad
Escalante planteó que la implementación de estas tecnologías y normativas aportaría mayor seguridad para los usuarios del servicio.

Dejar respuesta